Por Ruddy L. Gonzalez

OYE País

La ‘marca país’ es más que un logo, que un color, que un diseño. La ‘marca país’ se expresa en muchos íconos para identificar la República Dominicana. Desde el merengue hasta Punta Cana, pasando por el cacao, el tabaco, el ron, los peloteros, las playas y la gente. Una gama muy amplia que tipifica, que identifica, al dominicano. 

No obstante, mercadológicamente y en un mundo tan altamente competitivo e interconectado, es necesario una identificación nacional, un ‘sello’ que nos identifique plenamente. Una suerte de  ‘made in’.

 No es un tema nuevo. No es un invento de este gobierno. Obedece a una realidad que trasciente gobiernos y política y, más en estos momentos en que los efectos de la pandemia del coronavirus obliga a un relanzamiento del país.

 Y eso fue lo que hizo, por todo lo alto, la semana pasada en un acto que fue todo un espectáculo audiovisual, con la presencia del gobierno, representantes de la comunidad internacional y del poder económico nacional. Toda una acción, como merecía la puesta en marcha de una estrategia de posicionamiento de nuestro país.  

 Es increíble que esta estrategia se diluya en la discusión bizantina de la propiedad de un logo y sus colores, que no es más que un eslabón del proyecto nación que representa el nacimiento de la ‘marca país’.

 Dejemos, pues, los protagonismos, los chismecitos, el morbo y apostemos hacia una misma meta, como país.

 Un buen amigo y mejor vecino, conversando por whatsapp sobre el tema, lo definió magistralmente, con estas palabras que comparto con ustedes: “Se delataron los denominados líderes de todos los ‘sectores’. No pudieron disimular su adicción a las cámaras, confirmando ser sólo herederos y no auténticos forjadores. Caer en ridículo mendigando protagonismo”.

Compartelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.