Tribunal de Higüey conoce mañana demandan Hotel Secrets Royal Beach, Punta Cana, por 10 millones de pesos, por sustracción de prendas preciosas en caja de seguridad

Por Pedro Castro

La Cámara Civil y Comercial de del Juzgado de Primera Instancia del Distrito Judicial La Altagracia (Higüey) conocerá este martes 26 de octubre, una demanda contra el Hotel Secrets Royal Beach (Punta Cana) por la sustracción de prendas preciosas valoradas en 112 mil 850 dólares, de una caja de seguridad, propiedad de un huésped.
El dominicano, nacionalizado canadiense Johan Manuel García Sime, solicita al tribunal que condene al hotel al pago de 10 millones de pesos y la restitución de las prendas.
Durante su estadía en el hotel se sustrajeron de la caja de seguridad de la habitación un brazalete, marca Cartier de oro blanco con diamante, valorado en 59 mil dólares y un collar de 14 quilates de oro blanco estampado con diamante naturales, valorado en 53 mil 850 dólares.
García Sime, se hospedó en el hotel, ocupó la habitación 3359 y cuando se retiró el pasado 10 de junio, hizo cheking out, se marchó y en el trayecto se percató que las prendas se le había quedado en la caja de seguridad o caja fuerte.
Momento que aprovechó para llamar al asistente del club preferencial de dicho hotel, señor Luis esteban Breton Holguín, para informarle que se les habían quedado sus prendas, les facilitó la contraseña para abrir la caja y que se las dejaran en el lobby del hotel, situación que nunca no ocurrió.
En la demanda interpuesta a través de sus abogados David Brito Reyes y Carlos Mieses Arno, precisan que cuando la caja fuerte fue analizada arrojó que había sido abierta con una llave master en el horario de labores de los señores Luis Esteban Bretón Holguín y Cecilio Cabrera Solano, por los que fueron apresados.
Impusieron medida de coerción
Cabrera Solano y Bretón Holguín fueron arrestados y la jueza de Instrucción de La Altagracia, Francis Yojari Reyes Diloné, le impuso una garantía económica de 20, 000 pesos a cada uno pagadero en el Banco Agrícola y presentación periódica los días 30 de cada mes, como medida de coerción.
El afectado entiende que el hotel es civilmente responsable de los daños ocasionados con la sustracción de las prendas por lo que fue demandado civilmente.

Compartelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.